Estoy desempleado ¿y ahora qué?


Estar desempleado puede ser muy frustraste y hasta dramático pero puedes hacer que ese período sea menos penoso y, sobre todo, productivo para tu futuro.

Lo primero que hemos de hacer, aunque resulte duro, es evaluar lo que somos y la persona en la que queremos convertirnos, y valorar las circunstancias que nos han llevado a no tener trabajo. No asumas que tienes que trabajar en algo similar a la que hacías antes, quizá descubras que no quieres trabajar eso, que tienes que reinventarte, que tienes otras habilidades para trabajar en otra cosa o, al menos, cambiar algunas cosas.

“Cuando alguien pierde su trabajo, debe tener la oportunidad de comenzar de nuevo.” Muhammad Yunus

Ante todo sé positivo, piensa en las cosas buenas que tienes para no dejarte vencer por la angustia y mantente ocupado, porque estar desempleado no quiere decir estar ocioso.

Gestiona bien tu día a día:
Establece unas rutinas diarias con un horario para tu formación, para la búsqueda de trabajo, para el descanso, para las comidas y para el ejercicio. Sin buenos hábitos la vida puede ser un desastre y tener un orden en los horarios te ayudará una vez que te incorpores al mundo laboral.

Disfruta de tu tiempo:
Ahora tienes algo valiosísimo: tiempo, ¡utilízalo bien!. Siempre vivimos con un horario apretado, disfruta ahora de un cambio de ritmo. Haz todas esas cosas para las que nunca tenías tiempo: pasa más tiempo con tus amigos y familiares, lee, duerme más, practica meditación, haz deporte y ponte en forma, pasea, para y recréate con un atardecer…

Sé productivo:
Sentirse productivo es el mejor antídoto contra la depresión. Tu principal actividad ha de ser formarte y actualizar tus conocimientos. Puedes aprender idiomas, actualizar tus conocimientos en informática, contabilidad… todo puede aportar a tu curriculum y te pueda ayudar a mejorar. No te limites al área en la que has trabajado antes, fórmate también en cosas que te gusten. Busca formación online o/y presencial. Pregunta en tu oficina del SEPE y busca formación gratuita como la que te ofrecemos en Cursos 00. Mantén al día tu curriculum con tu experiencia y con todo lo aprendido. La formación será tu activo más valioso para el futuro.

Colabora con las tareas domésticas tanto como sea posible, aprende a cocinar, es una buena forma de ahorrar dinero y de comer mejor. Cancela todo lo que sea un gasto superfluo y vende lo que no usas para transformar tus trastos en dinero.

Colabora en causas sociales:
Trabajar como voluntario te mantendrá ocupado mientras ayudas a otros y será muy positivo para tu currículum.

Busca actividades de ocio gratuitas:
Practica senderismo, infórmate sobre las actividades gratuitas de tu ayuntamiento, hazte socio de tu biblioteca y lee, lee mucho, todo lo que puedas.

Amplía tus contactos:
Comenta tu situación con tus amigos, familiares y contactos profesionales. Únete a grupos, investiga webs relativas a tu preparación para estar al día y encontrar un posible empleo.

Nunca dejes de intentar incorporarte al mercado laboral, ten paciencia y nunca, nunca te rindas.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *